Español

Nuevo portal conecta con facilidad al público con investigaciones Clínicas en busca de Voluntarios

Ann Arbor, Michigan—Desde cáncer, enfermedades al corazón hasta los desórdenes más raros, la Universidad de Michigan (U—M) es uno de los centros de estudio más grandes del mundo para nuevos tratamientos médicos. Miles de personas participan cada año en investigaciones de la U—M, que estudian nuevos medicamentos y dispositivos o el funcionamiento del cuerpo y el cerebro.

Los investigadores de la U—M necesitan más voluntarios y frecuentemente enfrentan dificultades para encontrar a personas adecuadas para sus investigaciones, y por su parte, no es fácil para los pacientes, encontrar un estudio que los necesite.

Con el lanzamiento de un nuevo portal de Internet www.umengage.org, que ofrece acceso al público y una visión global de los estudios disponibles en la universidad se espera facilitar el proceso para ambas partes.

El sitio, llamado Engage, incluye en la actualidad todos los estudios clínicos disponibles en el Sistema de Salud de la U—M, incluidos los de la Escuela de Medicina. Muy pronto, se ampliará e incluirá estudios de otras facultades y escuelas, incluidas las de Salud Pública, Enfermería, Odontología y otros que realicen investigaciones en las que necesiten participación del público.

Con mínimas maniobras en el computador, pacientes con cualquier tipo de condición médica — y personas sanas que quieran ofrecerse como voluntarios — podrán buscar en el banco de datos de Engage estudios que busquen a personas como ellos. También podrán obtener información sobre las investigaciones, una descripción del tipo de personas que necesitan y números de teléfonos y correos electrónicos para buscar información adicional.

La existencia del portal de Engage hará más fácil para el público y médicos encontrar estudios clínicos, como así también para los investigadores de la U—M, realizarlos, dice el Doctor Dan Clauw, Director del Centro para el Avance de la Investigación Clínica (CACR), que lidera el proyecto Engage.

“Las personas podrán teclear una palabra clave, que puede ser una enfermedad o algo como genérico como dolor y el portal de Engage les permitirá buscar estudios clínicos que se realizan en la U—M que están buscando activamente participantes”, asegura Clauw, cuya investigación clínica involucra a personas que padecen de condiciones dolorosas, como la artritis y la fibromalgia .

“La investigación clínica, hace posible que nuevas terapias e ideas sean probadas de una manera controlada, para que nosotros sepamos que funciona y que no funciona”, continúa Clauw. “Es también la mejor manera para saber más sobre nosotros mismos. La medicina y conocimientos de mañana tendrán su base en los estudios de hoy y estos estudios necesitan voluntarios que participen en ellos”, advierte el médico.

El portal de Engage incluye información general sobre como funcionan los estudios clínicos y como la U—M asegura que los participantes sean protegidos de posibles daños.

Clauw señala que la investigación clínica tiene múltiples funciones: Probar cuán eficientemente funcionan nuevos medicamentos o dispositivos. Estudiar como son suministrados determinados servicios sanitarios o como pacientes viven con ciertas enfermedades y también para investigar como funcionan los sistemas del cuerpo humano.

“Algunas investigaciones clínicas son extremadamente simples y pueden tomar 15 minutos, lo que lleva llenar un formulario para una encuesta por línea o en papel”, explica Clauw. “Otros, pueden requerir que las personas permanezcan en el hospital por una o dos noches, o que tomen una pastilla diariamente o se sometan a una tomografía del cerebro o les sea extraída sangre”, añade.

El portal de Engage incluye todo tipo de estudios de la U—M y las nuevas investigaciones clínicas serán añadidas a medida de que se inicien, dice Dorene Markel, Directora del programa CACR. Los listados de cada estudio ofrecen información sobre lo que se pedirá de los participantes, además de los riesgos y beneficios potenciales.

Además de tener una de las más grandes variedades del mundo en investigaciones clínicas, con más de mil estudios que se realizan simultáneamente, la U—M tiene controles muy estrictos para proteger la seguridad de los participantes.

Antes de que un estudio pueda comenzar, el Consejo de Revisión Institucional, una organización independiente, examina el plan de investigación o protocolo muy intensamente y si es necesario pide cambios o precauciones. El Consejo controla los estudios mientras son realizados. Los participantes también tienen un papel fundamental en la seguridad: Antes de que puedan iniciar la investigación clínica, deben leer una descripción detallada del estudio y firmar el Formulario de Consentimiento Informado y comprometerse a revelar a los investigadores si tienen cualquier problema durante el proceso.

¿Por qué una persona sana, que no padece de condiciones médicas puede querer participar en una investigación clínica de la U—M?. Clauw señala que hay varias razones.

“Algunas personas participan por altruismo—motivados por el deseo del avance de la ciencia y por ayudar a los investigadores a entender porqué suceden las cosas en la forma que suceden”, dice. “La inspiración de otros es hacerlo en memoria o en honor de alguien cercano que falleció por una condición médica determinada o que padece de ella”, señala. “Otros participan porque padecen de una enfermedad que aún no ha sido tratada efectivamente y quieren ver si nuevas terapias experimentales funcionan mejor que terapias que ya han sido aprobadas y ya están en el mercado”, señala el investigador.

Cualquiera que sea la motivación, Clauw espera que el nuevo portal de Engage facilitara la búsqueda e inscripción en investigaciones clínicas. El médico asegura que la falta de información y familiaridad con las investigaciones clínicas, mantiene a mucha gente fuera de los estudios que podrían beneficiarlos o que podría interesarles.

Clauw espera que médicos en todo Michigan, el norte de Ohio e Indiana usen el portal de Engage para informarse sobre investigaciones clínicas que podrían ayudar a sus pacientes. Según Clauw, para los que padecen de “problemas complejos o condiciones médicas que no responden a tratamiento, las investigaciones clínicas en la Universidad de Michigan ofrecen una nueva oportunidad que aún no está disponible en la comunidad”, dice.

Cuando Engage se amplíe e incluya más estudios y diversidad en los participantes Clauw espera que esto ayude a los investigadores de la U—M a producir resultados de mayor utilidad. Esos resultados, asegura, son los que guiarán los cuidados sanitarios y políticas de salud en el futuro.

“En la actualidad, todos los progresos en la medicina vienen de investigaciones clínicas”, explica. “Podemos hacer descubrimientos en probetas, ratas o laboratorios, pero hasta probarlos en un estudio clínico y ver si funcionan o no son efectivas, no hay otra manera de saber si algo nuevo es mejor que las terapias existentes”, termina el investigador.

Related Links:

Para más información sobre Engage o saber más sobre investigación clínica en la Universidad de Michigan visite: www.umengage.org

Contacto: Vivianne Schnitzer

Teléfono: 1-734-763-0368

O

Contacto: Kara Gavin

Teléfono: 734-764-2220