Español

La gripe, aunque no sea pandemia es una seria amenaza para la salud

Ann Arbor, Michigan — En EEUU La gripe mata al mismo número de víctimas al año, que el cáncer a la mama, pero sólo un acontecimiento extraordinario, como el desplazamiento continental de la gripe aviar o una escasez de vacunas, hace que la población adquiera conciencia.

“Cada año mueren 36 mil personas de gripe en EEUU y varios millones la contraen”, dice Arnold Monto, profesor de epidemiología en la Escuela de Salud Pública de la Universidad de Michigan y experto internacional en gripe. La gripe es una forma agresiva de resfriado común y cada año, millones de estadounidenses deben mantenerse en reposo padeciendo dolores, fiebre y tos.

Muchos se refieren a “la gripe”, como si fuera un solo virus, pero se trata de varios tipos y subtipos de virus relacionados que sufren constantes cambios genéticos. Estos cambios son los que le obligan a colocarse una nueva vacuna cada año.

Cada cierto tiempo, uno de estos microbios sufre un salto genético fundamental y se transforma en una forma de gripe que ningún sistema inmunológico humano ha conocido en el pasado y para la cual no hay vacunas conocidas.

El virus que es actualmente observado por expertos mundiales se llama H5N1, que causa la gripe aviar o la gripe del pollo. Si los microbios de la gripe son comparables a un revolver, la H5N1, una cepa más virulenta, es comparable a una ametralladora.

El virus H5N1 provocó la muerte de hasta un 70 por ciento de los que contrajeron la infección en Asia, y las aves que llevan el virus han sido recientemente localizadas en Rumania y Turquía, lo que demuestra que éste se mueve hacia el Oeste.

“Es una enfermedad grave. No es una gripe común. Esta gripe comienza con una neumonía, mientras que en los casos de otras gripes, esta se desarrolla y puede terminar en una neumonía, pero la mayoría de las veces no sucede”, dice Monto. El virus tiene además la capacidad de moverse a través de los órganos del cuerpo causando una infección sistémica.

“Lo que nos preocupa es la posibilidad de que el virus tenga mutaciones y sea capaz de ser transmitido de persona a persona”, advierte Monto. La mayoría de los que han contraído H5N1 la han recibido de aves infectadas, no de seres humanos.

“Incluso si esto no sucede, una pandemia es muy posible”, dice Monto. “Todos conocemos las consecuencias de no estar preparados. Hay que alistarse para esta posibilidad, porque si no es este el virus que iniciará una pandemia, será otro”.

Cuando una enfermedad se disemina en muchos países, se llama pandemia, incluidas la gripe de 1918, que mató a 40 millones de personas en todo el mundo.

En la actualidad, hay más personas que realizan viajes internacionales que en 1918, o en 1957 o 1968, cuando hubo epidemias globales. Esto, potencia aún más la posibilidad que una nueva forma de gripe que puede diseminarse en el mundo antes de que las autoridades de salud puedan informarse y analizar lo que sucedió o como se generó.

Investigadores están trabajando en el desarrollo de una vacuna que actúe contra la gripe aviar, pero Monto advierte que las vacunas disponibles este año no ofrecerán protección contra el tipo H5N1; Las tres variaciones que ofrece cubrir son muy diferentes de la H5N1.

Aún así, Monto defiende la vacuna como una manera simple de protegerse contra la gripe, y advierte que no es una buena idea vacunarse solamente cuando se predice una temporada de gripe muy intensa.

“Puede que usted contraiga la gripe una vez en cinco años, o una vez en 10 años, dependiendo de su edad y a quién se ha expuesto, pero si la contrae, estará realmente discapacitado”.

“Vacunarse contra la gripe debe ser un hábito cualquiera que sean las predicciones para el año”, dijo el experto. “No debe jugar a la Ruleta Rusa con predicciones sobre si será o no un mal año para la gripe”.

Además Monto sugiere luchar contra la gripe con drogas antivirales, lo que es similar a tratar a una infección con un antibiótico. Una distinción importante es que antivirales como Tamiflu® y Relenza® son solo efectivos contra la gripe si son suministrados durante los primeros días de la enfermedad.

Los antivirales pueden reducir la duración de los síntomas de la gripe y prevenir complicaciones como infecciones al oído en niños, asegura el investigador.

Añadió que EEUU y otros países están almacenando drogas antivirales con la esperanza de que podrán interrumpir la diseminación agresiva de una nueva gripe contra la cual no hay vacuna.

Related Links:

Información sobre la Gripe de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades >> (en español)

Life Sciences at Michigan: A plague we share with birds and pigs

Life Sciences at Michigan: Flu vaccines started at U-M

U-M Health Topics A–Z: Flu Shots

Contacto: Vivianne Schnitzer

Teléfono: 1-734-763-0368

O

Contacto: Colleen Newvine

Teléfono: 734-647-4411