Español

Protegiendo los intereses de nuestra comunidad internacional de académicos

Durante generaciones, la Universidad de Michigan ha sido reconocida en todo el mundo como una comunidad internacional académica líder. La U-M ha admitido estudiantes internacionales desde fines de la década 1840, y nuestro primer miembro de la facultad nacido en el extranjero fue contratado en 1846. Nuestra capacidad para atraer a los mejores estudiantes y profesores de todo el mundo mejora nuestra enseñanza, investigación y nuestro impacto en la sociedad y es, en parte, responsable de nuestra posición como una gran universidad pública de investigación.

La promoción de un entorno que promueve la educación e investigación al más alto nivel se encuentra entre mis responsabilidades más importantes como presidente de la Universidad de Michigan. La dirección de la universidad está comprometida con la protección de los derechos y oportunidades disponibles en la actualidad para todos los miembros de nuestra comunidad académica, y para continuar haciendo todo lo posible dentro de la ley para identificar, reclutar, apoyar y retener el talento académico, en todos los niveles, de todo el mundo.

Actualmente estamos enfocados en los posibles cambios en las leyes, políticas y prácticas de inmigración que puedan afectar la seguridad de los estudiantes y el personal de la U-M, particularmente de los estudiantes internacionales y de quienes puedan ser indocumentados. Esto incluye varios programas y políticas que afectan a estudiantes y profesores internacionales. Además, estamos trabajando para comprender las implicaciones en nuestra comunidad de la orden ejecutiva de “revisión extrema” que bloquea la inmigración de ciertos países.

Muchos de nuestros esfuerzos son en colaboración con organizaciones académicas, incluyendo la principal asociación de universidades americanas (AAU por sus siglas en inglés) y la Asociación de Universidades con Dotación de Terrenos (APLU). La U-M está entre más de 600 colegios y universidades que han firmado una carta de apoyo a la orden ejecutiva de acción diferida para quienes llegaron en su infancia (DACA). Aquí en el campus, hemos establecido un grupo de trabajo para ayudarnos a entender mejor las necesidades y preocupaciones de los miembros internacionales de nuestra comunidad del campus y considerar ideas de apoyo adicional.

La universidad también apoya la ley conocida como la ley BRIDGE (Puente) que permitiría a los individuos en los EE.UU. que llegaron de niños a permanecer en el país por otros tres años sin la amenaza de ser deportados, mientras el Congreso se ocupa de los cambios en el sistema de inmigración. BRIDGE, Bar Removal of Individuals who Dream and Grow our Economy (Impedir la Remoción de Personas que Sueñan y Hacen Crecer Nuestra Economía), y se introdujo con el apoyo de ambos partidos en el Congreso.

Más información sobre el apoyo de los estudiantes indocumentados de U-M, así como información sobre cómo puede ponerse en contacto con sus legisladores si desea apoyar BRIDGE, está disponible en la página de Asuntos Públicos (inglés). Vamos a mantener a la comunidad de U-M informada mediante la actualización de esta página con cualquier desarrollo relacionado, por lo que insto a chequearla regularmente. (Para español visite español.umich.edu)

Las acciones de la universidad relacionadas con el estatus migratorio son consistentes con nuestras posiciones de larga data sobre la no discriminación, la privacidad y la seguridad pública.

Estas son: