Noticias

10 razones para añadir la vacuna contra el COVID-19 a su lista de regreso a clases

09/08/2021

Con la variante delta rondando, los jóvenes mayores de 12 años pueden ayudar a proteger a los más jóvenes, además de disfrutar de viajes y tiempo con los amigos al vacunarse contra el COVID-19


Nadie quiere que termine el verano, pero a medida que las tiendas se llenan de artículos de “regreso a clases” nos recuerdan que el año escolar llegará pronto.

Este año, todos los mayores de 12 años deberían agregar un elemento más a su lista de regreso a clases: la vacuna contra COVID-19.

“Este año, prepararse para la escuela significa más que solo lápices y cuadernos. Vacunar a los estudiantes nos ayuda a todos a volver a nuestra vida normal y nos mantiene a todos más seguros. Es por eso que esperamos que todos se informen e incluyan la vacunación en sus planes de regreso a la escuela ”, dijo la doctora Tammy Chang, investigadora del cuidado de la salud en el centro médico académico de la Universidad de Michigan. “Ahora es el momento de comenzar, porque se necesita tiempo para que la vacuna enseñe a su sistema inmunológico a reconocer y combatir el coronavirus”.

El principio de agosto es especialmente crítico para las personas de 12 a 17 años ya que solo tienen una vacuna disponible: la de dos dosis Pfizer / BioNTech. Se necesitan cinco semanas para desarrollar una protección completa.

Mientras tanto, los estudiantes mayores de 18 años y profesores y el personal de las escuelas tienen tres vacunas para elegir: Pfizer’s, la vacuna de dos dosis de Moderna y la vacuna Johnson & Johnson / Janssen de una dosis.

“Si tiene más de 18 años y elige la vacuna de una dosis, vacúnese antes del 23 de agosto para que se considere que está completamente vacunado para el Día del Trabajo”, dijo Chang. “Para una vacuna de dos dosis, comience ahora a estar completamente vacunado al comienzo de las clases. Y si recibió su primera dosis de Pfizer o Moderna hace más de unas semanas, pero aún no recibió la segunda, definitivamente no es demasiado tarde. Ve a buscarlo tan pronto como puedas y seguirá funcionando”.

Chang dirige una encuesta nacional llamada MyVoice que utiliza mensajes de texto para obtener opiniones y actitudes de personas de 14 a 24 años sobre una amplia gama de temas. Ella y sus colegas han publicado varios informes sobre las actitudes de los jóvenes hacia COVID-19 y la vacunación.

Aquí está su lista de las 10 razones principales para vacunarse antes de que comience la escuela:

  1. Protegerás a los demás y a ti mismo/a

Muchos jóvenes ven su papel en la pandemia como protectores potenciales de otras personas que son más vulnerables al coronavirus que ellos mismos, según una encuesta de MyVoice que Chang y sus colegas realizaron en 2020.Con millones de niños menores de 12 años que aún no pueden vacunarse y millones de adultos lidiando con condiciones que podrían hacer que la vacuna sea menos efectiva en ellos, la sociedad necesita todos los ‘protectores’ puede conseguir

Cada adolescente y adulto joven que se vacuna ayuda a construir un muro de protección alrededor de los niños y las personas inmunodeprimidas que conocen y aman. Dado que un tercio de los adolescentes que contraen COVID no presentan síntomas, un joven no vacunado puede infectar a muchas personas sin siquiera saber que están infectadas.

  1. La vacuna es efectiva, gratis, y fácil de encontrar

A diferencia de la primavera pasada, la vacuna está en todas partes y sólo tienes que ir a una farmacia, clínica o departamento de salud para conseguirla. Tu farmacia más cercana (incluyendo aquellas en tiendas de comestibles) probablemente la tenga. Ni siquiera hay largas colas.

No es necesario que pagues nada, aunque si tienes seguro médico te lo pueden pedir para que tu compañía de seguros pague parte del costo. Trae una identificación y, si eres menor de 18 años, anda con un padre o tutor. (Algunas ubicaciones pueden aceptar una carta o una llamada telefónica de un padre o tutor, y algunos estados permiten que las personas menores de 18 años se vacunen sin el permiso de un adulto; verifica primero antes de ir).

  1. Millones de otras personas de tu edad ya lo han hecho

Si has estado esperando ver cómo reaccionaron otras personas a la vacuna, la respuesta es clara: todas las vacunas han demostrado ser seguras y altamente efectivas después de ocho meses de vacunación y cuatro meses de vacunar a personas más jóvenes.

Los casos de COVID-19, las hospitalizaciones y las muertes se han reducido drásticamente en lugares con altas tasas de vacunación. Pero siguen siendo altos en áreas donde se han vacunado menos personas. Lo mismo ocurre con los casos entre personas de diferentes grupos de edad: a medida que ha aumentado la vacunación, los casos han disminuido.

Esa es una clara señal de que las vacunas si están funcionando como esperábamos: ofrecen una alta tasa de protección.

De los 159 millones de estadounidenses que se habían vacunado a mediados de julio, solo se han registrado unos pocos miles de casos lo suficientemente graves como para necesitar hospitalización.

  1. Realmente no quieres contagiarte con la variante Delta:

Esta variante se propaga más rápido, lo que significa que más personas pueden enfermarse en menos tiempo. Es por eso que algunos estados se han convertido repentinamente en focos de enfermedad y muerte por COVID-19.

Incluso si esta cepa de coronavirus no te enferma gravemente, puedes transmitirla fácilmente a otras personas, incluidas las personas que podrían enfermarse gravemente o morir porque no están vacunadas o su sistema inmunológico está demasiado débil para obtener una protección completa. Las vacunas te protegen contra la variante Delta y otras cepas del virus, y eso significa menos posibilidades de que se lo transmitas a otras personas.

  1. El verano es un mejor momento para manejar efectos secundario de la vacuna:

Los horarios relativamente relajados del verano significan que si la vacuna lo cansa o le da dolor de cabeza o fiebre, puedes dormir o descansar. 

Pero es posible que no tengas que hacerlo. Menos del 30% de las personas de 12 a 15 años, y alrededor del 40% de las personas de 16 a 25 años, dijeron que la primera dosis de la vacuna les produjo cansancio. Esa fue la reacción más común además del dolor en el brazo, según datos publicados recientemente por el sistema de seguimiento de reacciones de mensajes de texto de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades. Después de la segunda dosis, alrededor del 50% del grupo más joven y el 60% del grupo mayor se sintieron cansados,  principalmente durante un día más o menos.

En total, solo una de cada cuatro personas de entre 12 y 25 años dijo que no podía realizar sus actividades normales durante un día o dos en la primera semana después de la vacunación.

Si trabaja, calcule una probabilidad de uno en seis de tener que faltar al trabajo el día después de recibir su segunda dosis de una vacuna de ARNm, o su dosis única de la vacuna de una dosis.

Chang aconseja a los pacientes que se vacunen al final de la tarde o por la noche antes de un día libre. De esa manera, si se siente cansado o tiene dolor de cabeza o fiebre, lo más probable es que comience a la mañana siguiente y termine más tarde ese mismo día.

  1. Ha habido tiempo para observar efectos secundarios poco comunes pero graves, y solo hay unos pocos:

Ahora que literalmente millones de personas han recibido las vacunas, algunos problemas infrecuentes han sido detectados, gracias a las personas que los informaron al “sistema de alerta temprana” de la nación para problemas relacionados con las vacunas.

Un poco más de 1,200 personas, la mayoría de ellas menores de 30 años, han experimentado una breve inflamación del músculo cardíaco después de una dosis de las vacunas de dos dosis. Se trata fácilmente.

De manera similar, algunas docenas de personas han tenido una forma rara de coagulación de la sangre, que también es muy tratable, después de recibir la vacuna J&J; los médicos también han recibido una alerta para estar atentos, especialmente en mujeres más jóvenes. Aproximadamente 100 de los 12,8 millones de personas que han recibido la vacuna J&J han desarrollado el síndrome de Guillain-Barré, un ataque del sistema inmunológico a los nervios. 

Hay mucha información errónea sobre otros “efectos secundarios” de las vacunas en línea, tanto que el Cirujano General ha emitido una declaración advirtiendo que no se dejen engañar. Debes utilizar fuentes confiables, incluido tu propio médico u otro proveedor de salud, para hacer preguntas y obtener información sobre todo lo que hayas escuchado.

  1. No tendrás que usar cubrebocas con tanta frecuencia: 

Los expertos recomiendan el uso de cubrebocas dentro de las aulas, incluso para personas vacunadas, cuando la escuela comience nuevamente, debido al aumento de la variante Delta y el retraso en las tasas de vacunación en algunos estados.

Pero otros lugares (tiendas, oficinas, estadios, arenas de conciertos, cines y más) han hecho que los cubrebocas sean opcionales para las personas que están completamente vacunadas.

Esto se debe a que la vacuna reduce en gran medida las posibilidades de que alguien se infecte y transmita el virus a otras personas vulnerables. Y las máscaras en general no son necesarias al aire libre.

Por supuesto, incluso si no es un requisito en tu escuela o universidad, tienes el derecho a usar una máscara en cualquier lugar que desee, para brindarle a usted y a las personas con las que vive ese nivel adicional de protección contra el contagio del virus.

Independientemente de su estado de vacunación, deberás usar un cubrebocas en los entornos de atención médica y transporte, y en cualquier establecimiento de propiedad privada que requiera mascarillas.

  1. Podrías ganar un premio, pero solo si actúas ahora:

Varios estados y muchas cadenas de farmacias han anunciado que las personas que se vacunen para fines de julio serán elegibles para loterías o premios especiales, que incluyen dinero en efectivo, becas universitarias y posibilidades de ganar viajes. Es posible que deba completar un formulario de registro en línea.

  1. Puedes viajar y asistir a eventos importantes:

Canadá acaba de anunciar que los estadounidenses que puedan mostrar prueba de vacunación podrán ingresar por cualquier motivo a partir del 9 de agosto, y otros países también están abriendo sus fronteras. Los teatros de Broadway y otros lugares solicitan un comprobante de vacunación para poder asistir a los espectáculos sin cubrebocas.

Si bien Estados Unidos no ha adoptado un estándar de “pasaporte de vacunas”, las empresas y otros países pueden exigir un comprobante de vacunación para ingresar o no tener máscara.

  1. Podemos volver a la vida normal:

Cuantas más personas se vacunen, es más probable que los eventos que todos nos hemos perdido el año pasado vuelvan a ocurrir de manera segura: probar un nuevo restaurante, pijamadas, fiestas de cumpleaños, reuniones familiares, bailes, graduaciones.

“Todos queremos volver a la” normalidad “, pero no sucederá por sí solo”, dijo Chang. “Todos los que puedan deben vacunarse para detener la propagación y evitar que se desarrollen más cepas. Tuvimos que renunciar a muchas cosas el año pasado. Actuemos ahora para no perdernos más “.

 

Escrito por Kara Gavin. Traducido a español por Nardy Baeza Bickel.

Archivado En:
, ,